Boletín de Noticias

* Subscríbete para recibir las últimas noticias en tu e-mail

Últimas Noticias

22 Sep 2020

Nota

Grandes consorcios alemanes cederán acciones al estado para ser recapitalizados
Internacional

Grandes consorcios alemanes cederán acciones al estado para ser recapitalizados 

Mi evento 360

POR JUAN CARLOS BARRENA

Más de una docena de grandes consorcios alemanes ha solicitado ayudas públicas para superar la crisis del coronavirus a través de operaciones de rescate que contemplan que el estado asuma una parte apreciable de su capital, como ha sucedido ya con la aerolínea Lufthansa, de la que controla entre tanto el 20% de las acciones, según revela hoy el rotativo económico Handelsblatt. «14 empresas han expresado su necesidad de ser recapitalizadas», escribe el secretario de estado de Economía, Ulrich Nussbaum, en una respuesta interparlamentaria a la diputada verde Katharina Dröge a la que ha tenido acceso el citado diario. «Para la gran mayoría de las empresas» el proceso de verificación no ha hecho sino comenzar, añade la nota oficial, en la que se subraya que, por ese motivo, «actualmente no se pueden hacer afirmaciones claras sobre el tipo de medidas estabilizadoras que se tomarán en cada caso».

A finales de marzo y al poco de comenzar las restricciones, el gobierno federal puso en marcha el llamado Fondo de Estabilización Económica (WSF) dotado con 600.000 millones de euros para preservar a la industria y las empresas germanas de las consecuencias de la pandemia y «proteger la substancia de nuestra economía», según afirmó entonces Peter Altmaier, titular de Economía. Ese fondo permite al estado conceder créditos, pero también adquirir participaciones en empresas para recapitalizarlas. Nussbaum revela en su nota que hasta ahora «unas 60 empresas han mostrado su interés» por beneficiarse del WSF. «Que tantas grandes empresas necesiten del respaldo financiero del estado demuestra cuán grave es la situación», afirma en el diario Dröge, la receptora de la respuesta ministerial y experta de Los Verdes en economía, quien subraya que «cuando se trate de participaciones directas del estado debe quedar claro que se trata de participaciones de rescate y no de un portafolio permanente para el ministro Altmaier».

El 60% de los propietarios alemanes de restaurantes y hoteles ven su existencia y futuro amenazados por la epidemia de coronavirus, según una encuesta de la Asociación Alemana de Hostelería y Gastronomía (Dehoga) entre 7.200 profesionales del sector que publica el tabloide Bild. Todos ellos han registrado de media un retroceso de la facturación del 60,1% entre enero y julio de este año y en comparación con el mismo periodo de 2019. En ese sentido, la Oficina Federal de Estadística señaló que el número de pernoctaciones hoteleras de huéspedes nacionales y extranjeros en Alemania se redujo entre enero y junio a 117,5 millones, un 47,1% menos que un año antes. Especialmente castigados se sienten los locales del sector especializados en ferias y congresos, ya que este tipo de eventos siguen sin celebrarse y no hay visos de que sean autorizados antes de acabar el año.

El ministro de Sanidad revisa las cifras de muertes por Covid-19

 POR iñigo gurruchaga

POR iñigo gurruchaga

El ministro de Sanidad y Asistencia Social, Matthew Hancock, y los científicos que le asesoran habrían llegado al acuerdo de publicar tres cifras diferentes de fallecimientos por Covid-19. El número de muertes registradas el lunes fue de 21 y el acumulado desde el inicio de la epidemia sería de 46.526. Pero Hancock cree que esa cifra es exagerada.

Los estadísticos gubernamentales llegan a esas cifras contando fallecidos que habrían dado positivo en un test, según la información que proveen hospitales o residencias. El ministro leyó una crítica a ese cálculo, porque un porcentaje sustancial de las muertes achacadas a Covid fueron causadas en realidad por otras enfermedades, y pidió un informe.

Sus autores sugieren que se cuenten como muertes por Covid las de personas que han dado positivo 28 días antes de fallecer. Se calcula en un 10% la reducción de la cifra de muertes que causaría la introducción de este criterio. Científicos de los comités de asesoramiento han puesto reparos y son partidarios de que sean calificados como muertos por Covid los que dan positivo en un test en los 60 días anteriores.

La solución salomónica habría sido, según ‘The Times’, publicar a partir de ahora tres cifras, con la metodología actual y los dos plazos propuestos para vincular la muerte al Covid. La Oficina Nacional de Estadística publica también unas cifras que tienen en cuenta lo escrito en el certificado de fallecimiento del Registro Civil, y que el Gobierno consideran exageradas.

El jefe médico asesor, Chris Whitty, cree que esas cifras no miden correctamente el efecto letal de la epidemia. La medida significativa sería el exceso de muertes con respecto a las registradas en los últimos cinco años, porque incluye por ejemplo fallecimientos derivados de restricciones al acceso a médicos y hospitales por enfermos con otros males.

Esa cifra sería para Reino Unido de 63.919, desde la fecha de la primera muerte por Covid, según datos de Euromomo publicados por ‘The Economist’.

RUSIA

Putin anuncia triunfalmente la certificación de la primera vacuna mundial

 POR rafael m. mañueco

POR rafael m. mañueco

La certificación de la primera vacuna rusa contra la COVID-19, la elaborada por el Centro de Investigación Nacional de Epidemiología y Microbiología Gamaléi de Moscú (NITsEM en sus siglas en ruso), estaba previsto que tuviera lugar mañana miércoles, según afirmó la semana pasada el viceministro de Sanidad, Oleg Grídnev. Pero el presidente Vladímir Putin ha dispuesto que se adelante un día el trámite y acaba de anunciar triunfalmente que la vacuna rusa contra el coronavirus, la primera a nivel mundial, cuenta ya con licencia.

«Esta mañana ha sido registrada la primera vacuna contra la COVID-19 en el mundo», ha lanzado Putin en el curso de una reunión con miembros de su Gobierno. El jefe del Kremlin ha asegurado incluso que su hija se ha vacunado ya. No dijo cuál de las dos, pero todo indica que se trata de la más joven, de Ekaterina Tíjonova, que trabaja en un programa de innovación científica sobre inteligencia artificial en la Universidad Lomonósov de Moscú.

Sin embargo, empresas farmacéuticas e institutos de investigación del país habían instado a posponer el registro de la licencia del fármaco. La Asociación de Organizaciones de Investigación Clínica de Rusia envió la semana pasada una carta al Ministerio de Sanidad asegurando que los creadores de la vacuna no han completado las pruebas con la participación del número suficiente de personas.

En declaraciones a la radio Eco de Moscú, Polina Zviózdina, directora de la revista Pharmaceutical Bulletin, afirma que «la vacuna debería superar todas las etapas de los ensayos clínicos hacia finales de 2020, pero durante toda la semana pasada se ha discutido que se certificará ahora». Zviózdina estima que registrar la vacuna de forma apresurada «podría conducir a efectos secundarios peligrosos» para la salud de la población.

La respuesta por parte de las autoridades no se hizo esperar. La vicedirectora del órgano de control ruso, Rospotrebnadzor, Valentina Kósenko, declaró ayer que «las afirmaciones de las empresas farmacéuticas sobre la vacuna rusa contra la infección por coronavirus se basan en el desconocimiento de los resultados de la investigación». «Varios cientos de voluntarios fueron vacunados con este medicamento, no hubo reacciones adversas graves. Es obvio que la Asociación de Organizaciones de Investigación Clínica extrae conclusiones sin conocer los resultados», insistió Kósenko.

La funcionaria dijo que «varios miles de voluntarios participarán todavía en la tercera fase de investigación de la vacuna (…) en el marco de estudios más extensos». Citada por la agencia RIA-Nóvosti, Kósenko destacó que «Rusia tiene una rica historia de desarrollo y producción de vacunas». A su juicio, «la creada ahora contra la infección de COVID-19 también cumplirá los requisitos establecidos».

Científicos estadounidenses han puesto en duda que la vacuna rusa sea segura y la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha pedido a Rusia «cautela» y proceder a

realizar todas las comprobaciones necesarias antes de inocular la vacuna. No obstante, el ministro de Sanidad ruso, Mijaíl Murashko, ya anunció que la campaña de vacunación comenzará en Rusia en octubre. El fármaco será administrado en primer lugar a sanitarios y personas mayores.

Se da la circunstancia de que, la semana pasada, el Ministerio de Sanidad ruso había respondido a las informaciones del canal estadounidense Bloomberg rechazando que sea cierto que se esté ofreciendo la vacuna a médicos y funcionarios y que no se haría mientras el fármaco no haya superado todas las verificaciones necesarias. Con anterioridad, Bloomberg afirmó que miembros del Kremlin, del Gobierno y de la élite rusa en general habían recibido la vacuna, aseveraciones que también fueron desmentidas por las autoridades rusas.

Rusia anotó desde ayer lunes 4.945 nuevos casos de coronavirus, 173 menos que el día anterior y la cifra más baja desde finales de abril. El total de contagios se eleva así a 897.599, que supone el cuarto puesto en la lista mundial, de los que 703.175 superaron la enfermedad. Se han contabilizado además 130 nuevas muertes, 60 más que el día anterior, y el total se sitúa en 15.131 fallecimientos. Sigue habiendo, por tanto, 179.293 casos activos.

comprar likes

Nota Original: Ver Nota

Puede Interesarte

Notinacion.com -  Nos dedicamos a traerte las mejores noticias del momento.